Que Onda Magazine
Publicado el 05-18-2006

LIBRES DE HUMO

Lugares de trabajo libres de humo del cigarrillo: Un derecho para las madres embarazadas

Que Onda Magazine
Que Onda Magazine

Con ocasión del Día de la Madre, la

March of Dimes está resaltando la necesidad

de eliminar el consumo de cigarrillo

en todos los lugares de trabajo

debido al impacto del humo de segunda

mano en las madres embarazadas y

en sus bebés en desarrollo.

Cuando una mujer embarazada se

expone al humo de segunda mano, la

nicotina que ella respira pasa al hijo en

su vientre. Las mujeres que fuman o

que están expuestas al humo del cigarrillo

durante su embarazo tienen un

riesgo más alto de sufrir abortos o de

que sus hijos nazcan muertos. El humo

del tabaco también aumenta el

riesgo de tener recién nacidos de bajo

peso o con problemas pulmonares, e

incluso de sufrir muerte súbita del recién

nacido o SIDS por sus siglas en

Inglés (Sudden Infant Death Syndrome).

“Hay fuerte evidencia científica

de que respirar humo de segunda mano

durante el embarazo puede causar

daño genético al igual que si la propia

madre fuma”, dijo el Dr. Francisco

Orejuela, Profesor Asistente del Departamento

de Ginecología y Obstetricia

de la Universidad de Texas en

Houston y gineco-obstetra del Hospital

Lyndon B. Johnson. “Desafortunadamente,

el daño genético puede causar

problemas de por vida para el feto

expuesto al humo del cigarrillo, lo que

afecta su supervivencia, su peso al nacer

y lo hace más propenso a sufrir enfermedades.”

Las investigaciones han demostrado

que las mujeres embarazadas

que trabajan están expuestas al humo

del cigarrillo en un promedio de 20

minutos al día. Las mujeres Latinas y

Anglosajonas están mas expuestas al

humo del tabaco en sus lugares de trabajo,

al igual que las mujeres que solo

alcanzaron la escuela secundaria. La

exposición al humo del tabaco es aun

más alta entre las personas que trabajan

en bares y restaurantes.

“Lamentablemente, respirar humo

de segunda mano por no mas 20 minutos

al día puede ser suficiente para

producir daño en el feto” dijo el Dr.

Orejuela.

De acuerdo con la señora Amye

Webster, Directora de Programas de

Servicio de la March of Dimes en

Houston, éste es un problema de salud

pública muy importante. “El público y

las autoridades locales deben considerar

muy seriamente la salud de las madres

en embarazo y de sus bebés en

desarrollo cuando tomen acciones para

eliminar la exposición de las madres

embarazadas al humo de segunda

mano en todos los lugares de trabajo”,

dijo la señora Webster.

Para información adicional y para

obtener información directamente de

un experto médico en inglés por favor

contactar a Amye Webster al número

indicado al principio de este comunicado.

Para más información en español

o para contactar al Dr. Francisco

Orejuela por favor diríjase inicialmente

a: Luis F. Vélez, MD, PhD, Baylor

College of Medicine, 713-798-

4184.lvelez@bcm.edu

La March of Dimes es una agencia

voluntaria de salud a nivel nacional

cuya misión es mejorar la salud de

los niños previniendo los defectos al

nacer, los nacimientos prematuros y la

mortalidad infantil. Fundada en 1938,

la March of Dimes financia programas

de investigación, servicios comunitarios,

educación y abogacía para salvar

bebés y en el año 2003 lanzó una campana

para reducir la alta tasa de nacimientos

prematuros. Para mas información

visite la March of Dimes en

Español en el
org> www.nacersano.org o en Inglés



www.marchofdimes.com.